Foto-tuits: Presidente Maduro cayó de sorpresa en celebración del Carnaval en Ciudad Tiuna
domingo, 7 de febrero 2016

ve1.jpg

Bajo un día soleado, este sábado en el Desarrollo Habitacional Socialista Ciudad Tiuna, ubicado en Fuerte Tiuna, los habitantes celebraron con comparsas, música y desfile de disfraces, propios de las fiestas carnestolendas. Recordemos que este complejo residencial es parte del sueño del Comandante Eterno Hugo Rafael Chávez Frías.

 

En la nueva comunidad socialista, urbanismo insigne de la Gran Misión Vivienda Venezuela (GMVV), hombres, mujeres, niños y adultos mayores, disfrutaban de la banda show que amenizaba el momento y estuvo tocando en la comparsa.

 

La alegría de este día la acompañó una gran sorpresa, y es que a esta festividad se sumó el presidente Nicolás Maduro. El momento lo describió con amor y sentimiento la habitante e integrante del comité de Cultura del urbanismo Ciudad Tiuna, Dalis Carolina Blanco Pérez, quien junto a la multitud no sabía de quién se trataba, a lo lejos. La gente paraba el tráfico de carros que se aproximaba al lugar, hasta que divisaron mejor, un policía gritó: «Es una personalidad, déjalo pasar».

 

Se trataba de la caravana presidencial. La mujer de la comunidad emocionada describe que de pronto pasó el carro negro, muy lentamente abre el vidrio y ¡adivinen!, era el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, junto a la primera combatiente, Cilia Flores, y le dije: «Mi presidente, disculpe, es que tenemos una actividad cultural en el urbanismo y se está retirando la banda show».

 

El presidente Maduro, al volante en el vehículo, al ver a Dalis Carolina, ataviada con un atuendo muy colorido, provisto de un collar multicolor, le preguntó: “¿Negra por qué estás vestida así?”. Ella, casi sin poder hablar de la emoción, entre risas, le dice que es integrante del Comité de Cultura del urbanismo y que esta instancia está más que activada para la comunidad.

 

“Es el Comité de Cultura Ciudad Tiuna, mi presidente”, dijo Dalis Carolina. El Presidente Obrero también saludó al director de la Banda Show Francisco de Miranda, Manuel Rosas.

 

“Te veo por todos lados», le dijo al director de la banda. Este le respondió: «Sí presidente, aquí apoyando a la comunidad de Tiuna y luego vamos a otra actividad en Charallave [estado Miranda]“.

 

 

La negra, como la llamó con cariño el presidente Maduro, seguía sin salir de su asombro por esta hermosa sorpresa, el que un mandatario nacional se acercara a compartir con la comunidad.

 

“Soy negra y me puse blanca», dijo. Y contó que el presidente Maduro le preguntó: «Si vi llorar aceite al busto del presidente, y le dije que sí lo vi y hasta lo toque”.

 

Contó Dalis Carolina que Maduro se despidió diciendo: “Los felicito, sigan adelante”, acto seguido posó para las fotografías con las gente, para continuar su camino conduciendo el automóvil, junto a su esposa Cilia Flores.

 

Para Dalis Carolina el que el presidente Maduro se haya detenido en el urbanismo significó algo grandioso: «El que mí presidente de la República Nicolás Maduro se haya detenido en una calle, haber bajado el vidrio, el haber hablado conmigo fue grandioso, en verdad me reflejó mucho amor. Contacto con su pueblo. Me siento contenta, fue único, fue una experiencia única poder compartir unas palabras con el presidente de la República de un país».

 

“¡Esto nadie lo puede creer!”, exclama y manifiesta: “Nunca nadie se espera que baje el vidrio un carro y que sea el presidente de un país. En verdad, para mí fue muy grande”.

 

Dijo estar agradecida con Dios por haber vivido esa experiencia: “Bueno, para que todo el mundo sepa que nuestro presidente es un hombre muy abierto, dado a su pueblo y bueno. Hay que quererlo y apoyarlo para siempre (…) y seguir con él en esta lucha”.

 

“Él siempre tendrá a su pueblo. Todo presidente necesita de su pueblo para seguir en la lucha, y más —agrega la habitante del urbanismo— en esta guerra económica”.

 

“Nosotros podemos, nosotros con él podemos seguir adelante. Y así lo vamos a lograr”, dice Dalis, desde un espacio que ahora mismo está también siendo asediado y atacado por la burguesía parlamentaria con la «ley estafa», pero que más allá de toda esta amenaza, el pueblo está claro y defiende las conquistas de las Revolución Bolivariana y no se deja engañar con sus ofertas, que no quieren más que esclavizar a un pueblo que despertó.

 

m1.jpg

(Correo del Orinoco/La Radio del Sur)

Comentarios